¿Cómo reducir los gastos de mi empresa?

(Getty Images)

En general, la regla por excelencia de los negocios es controlar los costos, aumentar los ingresos y maximizar los beneficios. Parece simple, pero en épocas complicadas como la que estamos viviendo, es crucial definir prioridades para lograr mantenerse competitivo.

La clave para aumentar la eficiencia y las ganancias de la empresa está en reducir y controlar costos no estratégicos de la mano de la tecnología, la terciarización de ciertos servicios (outsourcing) y encontrar las mejores ofertas para los productos básicos.

Según Forbes, una manera de realizar esto con éxito es ponerle el ojo a la parte logística de tu negocio. ¿Estás teniendo en cuenta la maximización de las cargas en los camiones? ¿Tenés en cuenta el costo del envío mínimo?

Utilizar la nube para temas de contabilidad es otra de las opciones que da la revista especiaizada. “Esto tiene mucho sentido si tenés que aumentar de escala, o si no contás con contadores dentro de la empresa para mejorar la presentación de informes o asegurarte de que cumplas con las normativas locales”, comentaron.

En cuanto a los servicios legales, hay que tener en cuenta que los honorarios legales son negociables y existen muchos estudios de abogados que pueden prestar servicios bajo una tarifa fija mensual o para el trabajo corporativo básico.

Revisá también la lista de proveedores y preguntate hace cuánto tiempo que no comparás los servicios de la competencia. Quizás sea tiempo de evaluar alternativas para conseguir descuentos adicionales.

Pensá en invertir en marketing online, un buen sitio web, un manejo actualizado de redes sociales y un uso inteligente de LinkedIn pueden ahorrarle enormes sumar de dinero para comercializar los bienes o servicios de tu empresa.

Lea también: Horizontal o vertical: ¿Qué tipo de estructura le conviene a tu organización? 

“Los presupuestos publicitarios, los compromisos de exposiciones comerciales y los eventos generales son de las principales áreas para recortar o eliminar al mismo tiempo que se deben utilizar enfoques de marketing mejorados”, sostienen desde Forbes.

Es tiempo de mirar la base de datos de clientes y separar la paja del trigo. Verás que tenés clientes altamente rentables, clientes algo rentables y otros no tanto. A aquellos que te cuestan demasiado, es mejor que los abandones. Las empresas inteligentes no solo se desharán de los clientes que generan pérdidas, sino que, al mapear el proceso de prospección de ventas incorporan actividades e incentivos para que los vendedores solo traigan a los clientes que producen ganancias. Ya sea que estés reduciendo el costo de venta o desviando recursos para lograr ventas más rentables, te estarás moviendo para aumentar la rentabilidad de la empresa.

Por último, otra forma inteligente es abrazar las iniciativas como la que brinda Staples para las empresas. Staples ofrece un pack ahorro para las compañías que propone un 20 por ciento de descuento en todas las compras que se realicen en la plataforma de ecommerce y con un plazo de pago de 15 días de la fecha de la factura.

Ahora sí, manos a la calculadora.

Te puede interesar:

Cuánto cuesta vender con tarjeta

Pymes: Por qué es importante innovar

Sobre el Autor Belén Marty

Periodista. Generadora de contenido en Staples Argentina. Maestrando en Economía y Ciencias Políticas.

Seguime en:
>